Seleccionar página

En esta ocasión, nuestra chef preparó unos quimbolitos con la Harina Precocida de Maíz Amarillo El Dorado y con las Hojas de Plátano El Dorado.  El resultado no pudo ser mejor. Y es que le quedaron como deben ser: tiernos y esponjosos.  Por supuesto te compartiremos su receta. y seguro que te va a encantar, no solo por su resultado, sino porque es muy práctica.

Los quimbolitos, para quienes aún no los han probado, son unos pasteles que se hacen con harina de maíz y de trigo, se envuelven en hojas de plátano y se cuecen al vapor. Su textura y sabor son similares a los de las tartas tradicionales.

Estos pasteles son típicos de Ecuador y del sur de Colombia, donde se suelen comer a la hora del desayuno o de la merienda.

HOJAS DE PLÁTANO, UNA GRAN ALTERNATIVA

Sin lugar a dudas el sabor que aporta la hoja de plátano a los quimbolitos es muy especial. La ventaja que ofrece este elemento natural es que no opaca el sabor de los demás ingredientes. Solo da un toque justo para que sea agradable al paladar y cumple la función de contenedor de masas blandas.

En Distribuidora Latinoandina comercializamos dos marcas de Hojas de Plátano: El Dorado y El Plebeyo. Ambas se caracterizan por ser hojas de buen tamaño y por no estar rotas, que son precisamente dos de los aspectos que más valoran los consumidores.

Y es que es fundamental, a la hora de envolver un alimento para su cocción, que las hojas de plátano estén en buen estado y que sean resistentes, para que cumplan su función de proteger y mantener el contenido dentro.

Antes de entrar en materia, conviene tener en cuenta que cuando un alimento va a ser cocido en hojas de plátano, es necesario limpiarlas previamente muy bien con un paño o con papel de cocina. Además, para que las hojas tengan más resistencia, el truco consiste en soasarlas un poco sobre una plancha o sartén calientes, pero sin dejarlas tostar.

RECETA EXPRÉS

Nuestra chef quiere compartir hoy esta receta que ella denomina exprés, porque permite hacer los quimbolitos en mucho menos tiempo que la receta tradicional, pero con un resultado exquisito.

Dicho esto, ajustémonos el delantal y pongámonos en marcha.

INGREDIENTES

2 tazas de Harina Precocida de Maíz Amarillo El Dorado

1 taza de harina de trigo

5 huevos

1 taza de leche

1 cucharada de vainilla

1 cucharadita de polvo para hornear o impulsor

125 g de mantequilla sin sal

1 taza de azúcar

1 cucharadita de ralladura de naranja

2 cucharadas de algún licor

1 paquete de Hojas de Plátano El Dorado o El Plebeyo

Un puñado de uvas pasas

200 g de queso fresco rallado

PREPARACIÓN

Como se trata de una preparación exprés, la haremos en una licuadora o con ayuda de un procesador de alimentos (minipimer) de la siguiente manera:

  1. Rompemos los huevos y los ponemos en el vaso de la licuadora o del procesador. Añadimos la leche, la vainilla, la mantequilla, el azúcar, las dos cucharadas de licor y ponemos a licuar hasta que se forme una crema.
  2. En un bol, vertimos el licuado y procedemos a añadirle la harina y el polvo para hornear. Poco a poco, mezclamos suavemente para que no se formen grumos.
  3. Luego añadimos la ralladura de la naranja y el queso rallado, y seguimos mezclando con movimientos suaves y envolventes para que la mezcla no pierda la esponjosidad que ganó en la licuadora o en el procesador. Dejamos reposar.
  4. Mientras la mezcla reposa, aprovechamos para acondicionar las hojas de plátano. Una vez descongeladas, las limpiamos con un paño y las cortamos en cuadros grandes de unos 20 cm de lado, y procedemos a pasar cada trozo de hoja por lado y lado sobre una plancha caliente.
  5. Ahora vamos a armar los quimbolitos. Para ello tomamos uno de los cuadros de hoja de plátano y ponemos una cucharada generosa de masa en el centro. Cerramos el quimbolito como si fuera un paquetito, dejando una ranura en la parte de arriba. Ponemos un par de uvas pasas en la masa a través de esta abertura.
  6. Los quimbolitos se cuecen al vapor. Por lo tanto se requiere, o bien de una olla especial para cocer al vapor, o de una olla normal a la que se pueda adaptar en el fondo una base de tipo parrilla que evite que el agua entre en contacto con las hojas. Los quimbolitos se dejan cocer al vapor durante 30 minutos y listo. Para estar seguros de que ya están, hacemos lo mismo que cuando horneamos una tarta: se le introduce un cuchillo a alguno de ellos y este debe salir completamente limpio.

RECOMENDACIONES DE LA CHEF

  1. Para acompañar los quimbolitos, nada mejor que una buena taza de Café El Dorado con leche.
  2. La mezcla para poder armar fácilmente los quimbolitos no debe quedar ni muy seca, ni demasiado líquida. Puedes corregirla al final añadiendo poco a poco leche o harina, según sea el caso.
  3. Se puede usar cualquier licor, aunque si contiene anís el sabor será todavía mejor. Nosotros, por ejemplo, hemos usado ron, pero se puede echar mano de cualquiera de las botellas de licor que tengamos abierta en casa
  4. Si usas Harina Precocida de Maíz Amarilla los quimbolitos te quedarán de un color más intenso como los nuestros y por tanto más apetitosos. ¡Buen provecho!

Pin It on Pinterest

Share This

Share this post with your friends!