Lo Mejor de los Andes

Choclo El Plebeyo

Choclo El Plebeyo

El choclo o maíz es uno de los alimentos más importantes de la gastronomía americana y un gran aporte a la gastronomía mundial. Nadie en el mundo imagina la vida sin unas deliciosas palomitas o unos crocantes nachos, sin dejar de mencionar que es un alimento alternativo para los intolerantes al gluten o celíacos.

La mayoría de países latinoamericanos, disfruta de algún plato basado en este ingrediente tan preciado. Desde Venezuela hasta Chile y desde Perú a Brasil, podemos encontrar distintas variedades de maíz, propios de cada latitud geográfica, que de acuerdo a su sabor y textura son utilizadas en un sinfín de platos.

Choclo Congelado El Plebeyo está elaborado del mejor maíz andino y se caracteriza no solo por su extraordinario tamaño, sino por su cuidado proceso de selección.

Este tipo de maíz, fue un alimento básico para las culturas andinas de Perú, Bolivia y Ecuador y su consumo se ha mantenido hasta la actualidad, utilizándose principalmente en la preparación de sopas, guisos, ensaladas y como acompañamiento o como plato principal.

Ya sea en su versión gigante del Cuzco x 2 unidades, en su versión familiar x 4 unidades, en trozos o desgranado, Choclo Congelado El Plebeyo está siempre presente en nuestras mesas, brindando calidad y sabor a todas sus comidas.

Campo Chia

La Chía, un nuevo super alimento

Distribuidora Latinoandina cuida de tu salud y te presenta a la Chía.

La chía, al igual que la quinua y el amaranto está considerada un súper alimento. Esta pequeña semilla es una grandiosa fuente de proteínas, fibra, omega 3, antioxidantes, así como de minerales como calcio, fósforo, magnesio, potasio, hierro y zinc, entre otros.

Es una semilla originaría de Méjico que al hidratarse, aumenta su tamaño de 10 a 12 veces creando un gel o mucílago, que al ser ingerido, da sensación de saciedad. Se utiliza cada vez más en dietas alimenticias para perder peso, rebajar los niveles de colesterol y disminuir la absorción del azúcar en la sangre.

La dosis diaria recomendada es de 10 gramos y es suficiente para aprovechar sus beneficios. Se puede tomar acompañada de agua, zumos de frutas, leche, yogur o batidos. Incluso puede añadirse a tus recetas preferidas de tortitas, galletas y tartas.

Es un alimento recomendado para todas las edades. Tanto atletas como personas que buscan cuidar su salud de manera natural, pueden consumirla.

Distribuidora Latinoandina te ofrece Chía en empaque de 500g marca “El Plebeyo”.

              

La Sangre de Grado

La Sangre de Grado

 

La Sangre de Grado (Croton Lechleri) es un árbol que crece en los bosques lluviosos de la selva alta en Ecuador, Perú y Brasil. Su hábitat natural se encuentra entre los 1.200 a 3.000 metros s.n.m y puede llegar a medir de 10 a 20 metros. El poder curativo de la savia extraída de su corteza es conocida desde tiempos antiguos por los indígenas. Las primeras observaciones las efectuó Bernabé Cobo, un monje jesuita, en el siglo XVII.
La Sangre de Grado es una resina viscosa de color rojo brillante, obtenida por exudación y se usa para curar tanto heridas externas como internas. La savia contiene Taspina, un alcaloide, que tiene propiedades medicinales, cicatrizantes, antivirales y analgésicas. La aplicación externa consiste en aplicar unas pocas gotas sobre la herida o picadura, para luego frotar hasta que se forme una espuma blanca que va desapareciendo poco a poco, mientras se frota. Para la aplicación interna existen productos comercializados por la industria farmacéutica que se dosifican según las instrucciones particulares de cada uno.
Sus principales aplicaciones medicinales son: como cicatrizante, actúa contra las úlceras estomacales, hinchazones reumáticas, afecciones dérmicas, fiebre, leucorrea, cáncer, diarrea, faringitis y amigdalitis, gonorrea, hemorroides, paludismo, tumores, anemia y úlceras estomacales e intestinales.

El Rocoto

Rocoto

 

Originalmente demoninado Capsicum Pubescens, se le conoce en Perú como rocoto, en Bolivia como locoto y en México como chile manzano. Pertenece a la familia de los pimientos y dependiendo del punto de vista puede llegar a ser MUY picante. Es una planta rastrera que da frutos de color verde, que al madurar se tornan de color rojo intenso. La variedad boliviana es más pequeña que la peruana, tiene forma alargada y el color puede variar desde amarillo verdoso a rojo intenso.

Los ajíes picantes son originarios de la zona andina de Bolivia y Perú donde se han llegado a encontrar en tumbas de más de 2.000 años de antigüedad. El rocoto es un ingrediente indispensable para una variedad de platos. En Bolivia se le utiliza en la preparación de la Llajua, que es una salsa picante a base de locoto y tomate. El plato más famoso, que contiene rocoto en Perú es el rocoto relleno, un plato típico de Arequipa, que contiene entre otros ingredientes carne molida, queso, aceite, cebolla, ajo, comino y perejil.

Se vende como rocoto fresco, rocoto congelado o como pasta de rocoto.

Quinua en Ayacucho

La Quinua

Es una hortaliza nativa de los Andes, que se consume como cereal. Fue considerada por los Incas como “El Grano Madre” y la FAO la ha catalogado como el “alimento perfecto”. Se ha convertido en un alimento tan reconocido, que la Organización de las Naciones Unidas declaró al 2013, el “Año Internacional de la Quinua” y la NASA la ha incluido en la dieta de los astronautas. Todo este honor, no solo se le atribuye por su alto contenido proteico y nutritivo, sino también por la nobleza de su cultivo, adaptable a zonas de suelos pobres y con alta tolerancia a heladas y sequías, lo que la convierte en el alimento del futuro.

La quinua es un alimento que posee un excepcional equilibrio entre proteínas, grasas y carbohidratos. Puede contener entre un 10% y 23% de proteína, lo que la convierte automáticamente en un “Súper Cereal”. Entre sus principales aportes nutricionales destacan los Aminoácidos, de los que posee una gran cantidad y de los cuales 8, son esenciales para el ser humano. Destacan entre ellos la Lisina, que es imprescindible en el desarrollo y crecimiento del cerebro y la Arginina e Histidina, básicos para el desarrollo infantil.

La quinua aporta a la dieta minerales, como hierro, fósforo, manganeso, zinc y calcio y vitaminas como las E, C, B1, B2, B3, B6 y B9. Su contenido en grasa es pobre, entre 4 % a 9%, del cual la mitad es ácido linoléico, rico en Omega 3 y 6, que combaten el colesterol. Otra buena noticia es que no contiene gluten, por lo que puede ser consumida por celiacos.

Entre sus principales beneficios encontramos que su consumo frecuente mejora los niveles de azúcar en la sangre, ayuda a regular la tensión arterial, a prevenir la osteoporosis y a reforzar el sistema inmunológico. Se le atribuyen además propiedades desintoxicantes y diuréticas, porque fortalece el hígado y los riñones y su aporte de fibra contribuye al buen funcionamiento intestinal, favoreciendo el fortalecimiento de la flora bacteriana, promoviendo la evacuación y evitando el estreñimiento.

De la quinua se aprovecha casi todo. Se pueden consumir sus hojas tiernas, pero principalmente se utiliza el grano entero en la preparación de sopas, guisos, ensaladas, hamburguesas vegetarianas, etc. Así como también el grano transformado en harina, para la industria de la panificación y transformado en cereal como complemento alimenticio, base de un buen desayuno.

Para su comercialización la quinua debe ser previamente pelada o perlada, puesto que su cáscara original presenta una toxina llamada saponina, la cual es removida definitivamente cuando es lavada con abundante agua antes de su consumo. Este componente residual es utilizado por la industria farmacéutica.

En la medicina tradicional, a las hojas, tallos y granos, se les atribuyen propiedades cicatrizantes, desinflamantes y analgésicas. Se le puede utilizar como desinfectante de las vías urinarias y en casos de hemorragias internas. Los residuos de las cosechas sirven como forraje para alimentar vacunos, ovinos, cerdos, caballos y aves.

En la actualidad el altiplano boliviano es el mayor cultivador de quinua, seguido por Perú y en tercer lugar por EEUU. Al igual que el choclo y la papa la quinua fue uno de los principales alimentos de los pueblos andinos. Era considerado un grano sagrado y formó parte de diversas ceremonias y rituales andinos. Ahora comprendemos porque y como ya sabemos tanto de la quinua ¿Qué esperamos? ¡A comer quinua!

Las Vicuñas

Vicuñas delante el Chimborazo

 

Las vicuñas pertenecen a la familia de los camélidos sudamericanos y viven en el altiplano andino distribuidas entre Argentina, Bolivia, Chile, Ecuador y Perú. La población más importante se encuentra en Perú donde incluso forma parte del escudo nacional. Los camélidos sudamericanos están emparentados con los camellos de Asia y África e incluyen además a la llama, el guanáco y la alpaca. De todas estas se obtienen fibras muy preciadas y reconocidas, pero la de vicuña está considerada entre las más finas del mundo. Su pelaje es muy denso, lo cual ayuda a protegerlas del frío intenso, la lluvia y el viento andino.
Durante mucho tiempo estuvieron consideradas en peligro de extinción debido a la caza indiscriminada. Su población fue reducida de casi 3 millones de cabezas a tan solo 10.000 en el año 1950. Por este motivo se empezó a trabajar en su conservación y el 16 de agosto de 1969 los gobiernos de Bolivia, Chile, Ecuador y Perú firmaron un convenio para la conversación de la vicuña. Hoy en día ya no existe el riesgo inminente de extinción, pero siguen siendo una especie protegida y conservada y su caza sigue siendo prohibida.
En la foto se aprecian dos vicuñas delante del Chimborazo, que con a una altura de 6.268 msnm es la montaña más alta del Ecuador y la segunda más alta de Sudamérica.

El Lago Titicaca y las Islas Flotantes de los Uros

Los Uros, Lago Titicaca

 

El lago Titicaca se encuentra ubicado entre Perú y Bolivia y está afincado en la cordillera de los Andes a una altura de 3.812 msnm. Es el lago navegable más alto del mundo y tiene una extensión de 8.562 km2, de los cuales un 56% pertenece a Perú y 44% a Bolivia.

Las islas flotantes de los Uros se encuentran al oeste del lago Titicaca a unos 7 km de la ciudad de Puno. Los Uros, sus habitantes, son descendientes de una casta propia, anterior a la Inka y distinta a la Aymara. Hablaron varios idiomas de los cuales solo sobrevive el Uro o Pukina. A lo largo de los siglos se han ido mezclado con los Aymaras, cuya lengua acompañada del castellano, son las que hablan hoy en día. Sus casas están construidas sobre unas islas que flotan sobre el lago y se fabrican a base del Kile que es la raíz de la totora. Esta raíz se cosecha generalmente una sola vez al año y coincide con el aumento del caudal del lago, que debido a la presión rompe las raíces de la totora y empieza a flotar en el agua como un corcho. Un trozo de Kile puede medir 6 por 3 metros y para conformar la base de las islas, es entretejido en varias capas. Una vez terminada esta base se colocan encima varios mantos de tortora a manera de aislamiento, el cual puede llegar a tener un espesor de 2 metros. Estas islas pueden durar hasta 40 años, pero requieren de un mantenimiento permanente, lo que supone ir añadiendo capas nuevas de tortora en reemplazo de las que van desintegrándose casi mensualmente. Hoy en día viven entre unas 250 a 300 familias en las islas de Uros.

Moray, el Centro de Investigación Agrícola de los Inca

Peru, Moray, Inca, Cuzco, Centro de Investigación Agrícola

 

Moray, ubicado en el valle Sagrado de los Incas al noroeste de Cuzco, fue el centro de investigación agrícola de los Incas y sirvió para llevar a cabo experimentos de cultivo a diferentes alturas. Hasta la actualidad se puede observar que en sus andenes se produce un gradiente de microclimas que permitía calcular la producción agrícola, no solamente del Valle de Urubamba, sino también de diferentes partes del Tahuantinsuyo.

El Salar de Uyuni

El Salar de Uyuni

 

El Salar de Uyuni es el mayor desierto de sal del mundo. Está situado a una altura de 3.650 msnm en el suroeste de Bolivia y tiene un largo y ancho de más de 100 km. Es una de las atracciones turísticas más interesantes del planeta, por la increíble belleza natural que ofrece a los viajeros que lo visitan. Es también un importante refugio para la cría de diferentes especies de flamencos en los meses de noviembre.

 

Flamenco en Salar de Uyuni